17.12.06

aoom


Fue una mañana, fría y luminosa, del mes de noviembre. El azar y las ganas de viajar me llevaron a una playa en el oriente de Asturias que no visitaba desde mi niñez: Cuevas del Mar. Sentado frente a un imponente mar traté de recordar aquellos lejanos días, los juegos en el agua, el afán explorador por las oquedades de las rocas... Sin embargo tan solo unas imágenes llegaron y se fueron como la espuma de las olas. Ya en el coche la música del maravilloso “Tupelo Honey” de Van Morrison me llevó hasta Posada de Llanes.
Un café, un cigarro y un paseo. De vuelta al coche encontré un viejo cine con un nombre llamativo: Cinema Pontbal. Llegué a casa con la firme intención de buscar información sobre un cine con nombre tan peculiar. No encontré nada. Frustración. La casualidad hizo que mi amigo Toño me diese un nombre: Guillermo, un periodista al que había conocido meses atrás. Recordé la amena conversación con Guillermo que nos llevó a intercambiar los teléfonos: “llámame si necesitas algo”. No lo dudé. Marqué su número y llegaron las respuestas, algunas son las que componen estas letras, otras me las guardo con el firme propósito de plasmarlas en otro momento. El Pontbal, un cine de pueblo que como tantos otros guarda entre sus paredes miles de recuerdos, de metros de película en blanco y negro, de historias de hombres y mujeres que creyeron ver su vida y sus sueños reflejados en la pantalla. El amor por el cine llevó a la familia Pontón Balmori a poner en marcha el Pontbal en los primeros años de la década de los cincuenta, y se mantuvo abierto hasta mediados los setenta. Fueron años en los que cada pueblo tenía su cine: el Cinemar y el Benavente en Llanes; el Rex en Unquera; el Ideal en Panes, el Colón en Cangas de Onis... hoy los amantes del cine en el oriente de Asturias tienen que viajar hasta el centro de la región si quieren ver una película. Guillermo también me contó que cuando Gonzalo Suárez decidió rodar en Asturias su primera película, eligió el Pontbal para el visionado, de ahí el título de la foto.
“Aoom” es la tercera película del director asturiano, antes llegaron Ditirambo y Doctor Fausto.

"Aoom" cuenta la historia del actor Ristol “que, cansado de sí mismo y del mundo, consigue desligarse mentalmente de su cuerpo intentando escapar de la materia que le aprisiona. Este es el primer largometraje que Gonzalo Suárez rueda en el oriente de Asturias y se convertirá en una de sus películas más emblemáticas y malditas. La mezcla de géneros: el humor, la tragedia y la aventura, conforman un relato de amor imposible”.

Esto es lo que se cuenta en www.gonzalo-suarez.com la web oficial del director asturiano.
 Posted by Picasa

4 comentarios:

gbernardo dijo...

Bien el texto. La foto no me acaba de convencer, quizás el enfoque, no lo sé. Has de mirar www.decamaras.com, hay en efecto dramático explicado en un tutorial de photoshop que quizás te pueda ir bien para esta foto

Fernando dijo...

Estoy a puntu de no contestar, porque esto del trio ya pasa de castaño oscuro, pero no me aguanto, aunque Berni se me adelanto. Por esta vez, mucho texto y poco foto, la Historia ye buena, pero quiza el cinema pontbal nos queda pequeñu, no reune condiciones, quien sabe si un poco de obra puede mejorar el resultado, yo creo que hay que empezar por el principio, vuelve a coger a Van Morrison y dejate llevar

roberto dijo...

estoy encantau con vosotros y vuestras aportaciones técnicas que me ayudan a mejorar, pero cuando decido colgar la foto ya no hay retorno ahora sólo hay lugar para la crítica.

zahira dijo...

pues a mí gústame la foto y el textu. Estes histories así, grandes en su pequeñes molen mucho. Tienes que ir más veces de safari de histories pa contánosles aquí